JUGANDO CON FUEGO

_alaves2_700a434d

El Real Zaragoza suma una jornada más sin vencer, y van nueve. El conjunto maño mostró una leve mejoría, sobre todo en intensidad pero no fue suficiente para vencer a un conjunto que está penultimo en la tabla. Los errores de los primeros y los últimos minutos están condenando a un Zaragoza que sigue coqueteando con los puestos de descenso, y quien juega con fuego al final se acaba quemando.

El partido era una auténtica final, y como otras tantas se perdió. No se pudo empezar peor y el Alaves se adelantó en el minuto 3 en un lanzamiento de falta donde no está afortunado Leo Franco. El Zaragoza se rehizo bien del duro golpe y se mostró con ganas y arrojo para intentar el empate. Este llegó en el minuto 26 tras una jugada rápida bien llevada por Luis García y Roger para conseguir igualar el marcador.

Tras el descanso el Zaragoza volvió a salir dormido y el Alavés fue quien más peligro llevó. Sin embargo fue el Zaragoza el que golpearía de nuevo. Montañés se marca una gran jugada y su centro es despejado a gol por un defensa, era el minuto 56 y parecía posible la victoria.

Pero nada más lejos de la realidad, el Alavés se fue arriba y puso cerco a la meta zaragocista. Con arreones se metía más y más en campo maño y el gol parecía cuestión de tiempo, así fue. Quiroga en el minuto 81 se marca un golazo de cabeza desde fuera del área que pilla a Leo adelantado para certificar el empate final.

La mano de Victor Muñoz parece ir calando en la plantilla, aunque muy levemente el equipo si parece estar más intenso, pero lo malo es que con esto no da para ganar a nadie. El Zaragoza está regalando demasiados goles en los primeros compases de casi todos los partidos, lo que le lleva siempre a ir contrareloj, y para más inri los partidos se le hacen demasiado largos y la sensación es de que siempre acaba peor que su rival, sin duda demasiado lastre para cualquier equipo y más para una plantilla que no estaba preparada para lo que está viviendo.

Victor está haciendo pruebas cambiando a jugadores de sitio, lo cual deja bien a las claras la escasez de plantilla, una plantilla mermada en cantidad y calidad año tras año. Así las cosas todo parece indicar que sufriremos hasta el final, porque nada hace intuir un resurgir de este equipo que semana tras semana ve salpicado su trabajo por algún escándalo de sus dirigentes.

Una nota curiosa y que parece resumir en lo que se ha convertido este club es la camiseta con que Javi Alamo disputó el partido, el escudo no llevaba el león. Anecdótico pero impresentable, un admereir más.

Dejando a un lado el futbol, parece curioso cuanto menos, que justo cuando Victor Muñoz pide tranquilidad y que Agapito no se le ocurre asomarse por el club, el soriano arremete con fuerza dejando bien a las claras quien manda aquí. Por si alguien lo dudaba.

Deportivo Alavés: Goitia, Medina, Jarosik, Samuel, Raúl García, Beobide, Álex Ortiz, Manu (Juanma, min. 72), Stevanovic, Tejera (Quiroga, min. 58) y Viguera.

 

 Real Zaragoza: Leo Franco, Cortés, Laguardia, Álvaro, Rico, Cidoncha, Barkero (Carlos Javier, min. 76), Javi Álamo (Abraham, min. 85), Montañés, Luis García y Roger (Suárez, min. 85).

 

 Goles: 1-0, Viguera (min. 4); 1-1, Roger (min. 26); 1-2, Montañés (min, 56); 2-2, Quiroga (min. 81).

 

Árbitro: Pérez Pallás (comité gallego). Por parte del Real Zaragoza, amonestó a Barkero (min. 3), Rico (min. 89) y Álvaro (min. 90). Por parte del Alavés, amonestó a Samuel (min. 61) y Manu (min. 69).